Thursday, September 6, 2007

África Digna en Ruanda

África Digna aterrizó en Ruanda representada por Mercedes – la Presidenta – y Cris – responsable de proyectos - para supervisar la futura escuela primaria de la asociación Tujijurane. Antoinette las esperaba con gran emoción. Emoción que transformó en un ramo de rosas naranjas.

Tujijurane necesita mejor gestión y mano dura. Trabajar con pobres es tan difícil como tener que negarle a un niño cuyos padre no pagan su derecho a la escolarización. Pero del aire no viven los maestros, ni el material para las clases, la secretaria, la electricidad o el agua. Antoinette es el corazón de Tujijurane. Es la inspiración de aquellos que la siguen en la asociación y el motor de una idea visionaria y moderna. Pero Antoinette es un corazón al que le cuesta negar causas pragmáticas y justas que aseguran la sostenibilidad de un legado y su correcto funcionamiento. Para las causas justas y dolorosas Antoinette ha elegido a Irène, el cerebro de la asociación, una mujer de fuerte carácter e ideas muy claras. Ella será la responsable de la gestión de la asociación. La mala de la película, la que negará la entrada a un niño cuando aparezcan números rojos a final de mes.
La avalancha de construcciones en la ciudad de Kigali obliga a expropiar a mucha gente de sus casas, de barrios en los que han crecido y formado sus pequeños comercios. Pero esa es la línea del capitalismo. El desarrollo y expansión de las capitales más pobres de África debe suceder y para ello muchos abandonarán sus casas a marchas forzadas para dejar sitio a los grandes edificios que acogerán la actividad económica de este pequeño país situado en el corazón de África.

***
África Digna compartió cuatro días de nuestra rutina en Kigali. Cuatro días en los que tuvimos tiempo para todo. Muchas reuniones útiles empalmadas casi con cronómetro y largas conversaciones; entre velas y sillones ruandeses en el cactus, atardeceres de palomitas y cerveza en el acogedor porche de Elisa, camareros enfundados en saris en el indian kazana entonando “welcome, welcome, welcome” con gorros de año nuevo – o en el chino dónde no tienen pas de rien, olala, solo una interminable mesa compuesta por la variopinta flota de españoles residentes en Kigali. Ingenieros civiles representantes de la compañía Espina más sus 3 capataces de obra traídos a golpe de avión desde lejanas tierras ibéricas a la de las mil colinas dónde creían que los taparrabos aún formaban parte de su indumentaria habitual. Varios cooperantes de organizaciones muy diversas, románticos de África, curtidos y llenos de actualidad africana. Dos majas pamplonicas voluntarias en una misión de monjitas católicas ansiosas por conocer más. Varios diplomáticos y África Digna, integradísima en el folclore, demostrando como buenos catalanes que un Toyota corola aún rodeado de 4x4 potentes no deja de ser un vehículo económico y suficiente para los caminos polvorientos de Kigali, siempre y cuando no te confundan con un taxi...

- A Cris y a madre/suegra chula; por regalarnos cuatro días imborrables en esta aventura que hemos emprendido de la que siempre formareis parte. -


3 comments:

mamachula said...

como siempre que leo cosas tuyas me saltan las lágtimas y es que no hay nada mejor para una madre que sentirse orgullosa de sus hijos. Has escogido un camino difícil y muy critícado por algunos pero ¿Quién dijo que lo valido es fácil? Adelante, siempre te apoyaré.

Mille Collines said...

Madre chula te keremos mucho!

Anonymous said...

Vaya, me desconsuela ver que hay quien está convencido de que la dignidad se le da a un niño/a dejándolo fuera de la escuela del pueblo porque sus padres no llegan a pagar la entrada. Eso no es ninguna causa justa. Trabajar con pobres, como lo llamáis, empieza por entender su situación y trabajar con ellos contra la injusticia, para asegurar su derecho humano a la educación, entre otros derechos que se recojen en la declaración universal de los derechos humanos, cuya lectura os recomiendo. También os recomiendo profundizar en el concepto de solidaridad que Paulo Freire tan bien supo explicar, así como también revisar también vuestro concepto de desarrollo...

Post a Comment

 
;